domingo, 23 de septiembre de 2012

¿Se arregla zapatos o se arreglan zapatos?


Seguramente, al caminar por la calle o leer los clasificados, habrá visto numerosos anuncios de este tipo: ‘Se arregla zapatos’, ‘Se acepta tarjetas’, ‘Se vende naranjas’, etc. Y seguramente le habrá parecido extraña la conjugación del verbo, pero habrá pensado que es correcta. Eso es lo que suele pasar cuando el error se repite innumerables veces: pensamos que si en todas partes se escribe así es correcto. Sin embargo, en este caso hay un error.

El error está en que se suelen confundir las oraciones escritas en pasiva refleja y las impersonales. En otras palabras, hay una confusión al identificar sobre quién recae la acción del verbo. En las oraciones con pasiva refleja, la acción recae sobre el elemento que está después del verbo y, por lo tanto, debe conjugarse según el número que tenga este. Por ejemplo: ‘Se arreglan zapatos’ es una oración de pasiva refleja: la acción (arreglar) recae sobre el objeto zapatos (en plural), entonces, el verbo debe conjugarse en plural. Lo mismo sucede con ‘Se aceptan tarjetas’ o ‘Se venden naranjas’: la acción recae sobre el objeto plural.

Un truco para darnos cuenta cuándo se escribe el verbo en plural es transformar la oración en voz pasiva: ‘Los zapatos son arreglados’, ‘Las tarjetas son aceptadas’, ‘Las naranjas son vendidas’. Si el verbo (ser) se conjuga en plural, en la pasiva refleja el verbo deberá ser plural. Además, esta construcción solo funciona con verbos transitivos: aquellos que transmiten la acción del sujeto a un objeto, que son los únicos que aceptan la voz pasiva. En este caso, el objeto se convierte en sujeto de la oración pasiva.

Así, vemos que el uso tan extendido de oraciones del tipo ‘Se arregla zapatos’ es errado, pero es muy fácil corregirlo si recordamos los trucos que el idioma nos ofrece. 

1 comentario:

Manuel Prieto Sanchez dijo...

Topé con tu blog al resolver una duda eterna sobre el uso de quizá o quizás...este post lo tenia claro. Te propongo que analices el uso de los participios...seguro que conocerás la respuesta de Cela cuando se estaba quedando dormido en el congreso y un parlamentario le exclamó: " Señor Cela, está usted dormido.-No estoy durmiendo, respondió. -Bueno, digamos que es lo mismo-dijo el parlamentario. A lo que Cela,respondió: No es lo mismo estar jodido que estar jodiendo". Un saludo desde Extremadura,España...te seguiré